Nación Andaluza ante el centenario del grito: ¡Viva Andalucía libre!

Desde hace un siglo, las andaluzas vienen reclamando soberanía y justicia social con el grito “Viva Andalucía Libre”, representando la oposición a la Andalucía dependiente y al sistema capitalista que ha convertido en asalariadas precarias o en paradas a la mayor parte de la población andaluza.Centenario VAL

Fue el 19 de febrero de 1919, cuando el Centro andaluz de Córdoba convocaba una manifestación anticaciquil y por la Reforma Agraria. Era la respuesta a la brutal represión que el 11 de febrero había desplegado la Guardia Civil en Granada, asesinando a tres granadinas, en una protesta contra los caciques granadinos. Junto al Centro Andaluz participaron el Centro Obrero republicano, la agrupación socialista, el Centro Republicano del distrito 7, la Juventud Republicana Socialista Federal y las Sociedades Obreras. A la manifestación asistieron más de 12,000 jornaleros y obreros, siendo encabezada por jóvenes del Centro Andaluz que portaban una pancarta blanca con el texto “MUERTE A LOS CACIQUES, VIVA ANDALUCÍA LIBRE”.

Unos días antes, el andalucismo revolucionario, con Blas Infante a la cabeza, aprobaba el texto del “Manifiesto de la Nacionalidad”, refrendado en Córdoba el 25 de marzo. En esta “Asamblea de Córdoba”, el andalucismo presenta abiertamente su posicionamiento a favor de una Andalucía independiente, recogiendo el testigo de la Constitución Andaluza de Antequera

“Declarémonos separatistas de este Estado que, con relación a individuos y pueblos, conculca sin freno los fueros de justicia y del interés y, sobre todo, los sagrados fueros de la libertad; de ese Estado que nos descalifica ante nuestra propia conciencia y ante la conciencia de los pueblos extranjeros…

Nosotros, por esto, estamos fundidos con aquella expresión de la Asamblea Regionalista de Ronda que proclamó a Andalucía como una realidad nacional, como una patria (patria es un grupo humano que siente las mismas necesidades y ha de trabajar por satisfacerlas en común), como una patria viva en nuestras conciencias.

Por eso también, queremos hacer efectiva la prescripción del artículo primero de la Constitución Andaluza, votada por la Asamblea Federalista de Antequera de 1883, que aspiró a constituir en Andalucía “una Democracia Soberana y Autónoma”, la cual subvenga exclusivamente a las necesidades desatendidas de este territorio y al progreso particular de sus habitantes”.

Desde el primer momento, el grito de “Viva Andalucía Libre” fue molesto para el poder y para todas aquellas personas que tenían sus intereses en la política estatal y en el marco político e ideológico del españolismo. Como muestra, la discusión entre Blas Infante y el diputado socialista Joaquín García durante los debates pre-estatutarios de 1933. Ante la protesta de este por el “Viva Andalucía Libre”, Blas Infante le contestó: “¿qué quiere usted que dijera, viva Andalucía esclavizada?”, a lo que el diputado socialista respondió: “bastaba cono haber dicho Viva Andalucía, o viva Andalucía española; porque con este viva Andalucía libre no veo posibilidades de Estatuto Andaluz”.

El grito “Viva Andalucía Libre”, como voz imperativa contra todas las cadenas que por siglos imposibilitaban el progreso de la clase trabajadora andaluza, se popularizó hasta el punto de ser utilizado por el órgano de expresión de las Juntas Liberalistas de Andalucía, herederas de los Centros Andaluces. También fue incluido en el himno de Andalucía, cuya letra fue obra de Blas Infante; incluso fue utilizado para ilustrar un cartel de propaganda revolucionaria durante el golpe fascista, junto a alusiones a García Lorca, Mariana Pineda y la lucha campesina por la tierra.

El 4 de diciembre de 1977 volvió a oírse por todas las poblaciones andaluzas, acompañando a la verde y blanca en manifestaciones por el autogobierno y la justicia social.

La izquierda independentista andaluza, heredera del andalucismo revolucionario de Blas Infante, ha continuado la tradición iniciada en Córdoba el 17 de Febrero de 1919 y tiene el “Viva Andalucía Libre” como un referente de intenciones y un compromiso con nuestro pueblo, un grito de lucha actualizado por las necesidades de libertad y justicia de la clase trabajadora andaluza. Ahora que nos invitan a elegir el próximo 28 de abril quien nos gobierne, desde Nación Andaluza seguimos sosteniendo las aspiraciones de una Andalucía independiente, socialista y feminista.

¡VIVA ANDALUCÍA LIBRE!

Permanente de la C.N. de Nación Andaluza.

Andalucía, 16 de febrero de 2019